Hay un refrán para eso

Pero más importante que el refrán, es la habilidad para decirlo espontáneamente en el momento preciso.

Suscríbete Shuffle